DOS INDÍGENAS MUERTOS EN ENFRENTAMIENTOS CON MILITARES

  • La violencia se produce un día después de que el presidente extendiera el estado de emergencia en la región en medio de tensiones por tierras ancestrales.

SANTIAGO DE CHILE.- Dos miembros de la comunidad indígena mapuche de Chile murieron y otros tres resultaron heridos en enfrentamientos con las fuerzas de seguridad, dijo el gobierno.

La violencia estalló en la provincia de Arauco, en el sur del país, el miércoles. El área que ha estado bajo estado de emergencia desde el mes pasado en medio de crecientes tensiones, ya que los mapuche demandan cada vez más al gobierno que les devuelva sus tierras ancestrales.

El último derramamiento de sangre se produjo un día después de que el presidente Sebastián Piñera dijo que había pedido al Congreso extender el estado de emergencia y el despliegue de fuerzas militares en cuatro provincias de las regiones de Biobío y La Araucanía, incluida Arauco.

“Puedo confirmar dos muertes hasta el momento y puedo confirmar tres heridos que han llegado a diferentes hospitales”, dijo el ministro del Interior, Rodrigo Delgado, en la capital Santiago.

El ministro dijo que las muertes ocurrieron durante dos ataques a controles de carreteras por hombres encapuchados cerca de la ciudad de Cañete, 640 kilómetros (400 millas) al sur de Santiago.

Los fallecidos, dos miembros de la comunidad mapuche de 23 y 44 años, murieron por heridas de bala, dijeron funcionarios de salud. La Fiscalía informó de la detención de tres personas.

Piñera adoptó inicialmente el estado de emergencia el 12 de octubre, una fecha plagada de controversias ya que conmemora la llegada de los colonizadores españoles a América.

El martes, el mandatario extendió por 15 días la militarización de las regiones.

El pueblo mapuche, la comunidad indígena más grande de Chile, ha exigido cada vez más que el Estado devuelva las tierras entregadas a empresas privadas, principalmente empresas forestales y terratenientes.

Los grupos han llevado a cabo ataques contra camiones y propiedad privada durante la última década, ya que el gobierno no ha podido abordar adecuadamente los disturbios.

Una persona murió y 17 resultaron heridas el mes pasado cuando estallaron enfrentamientos en Santiago entre fuerzas de seguridad y manifestantes que marchaban por la autonomía mapuche.

AL JAZEERA

error: Content is protected !!