«REGRESE CUANDO SE LE ROMPA LA FUENTE»; OTRA EMBARAZADA NO ES ATENDIDA EN OAXACA

  • La madre acudió al hospital por fuertes dolores, ya que se encontraba en la semana 41 de embarazo, pero el personal le negó la atención por falta de médicos.

OAXACA.- En Oaxaca, el Hospital Civil “Aurelio Valdivieso” le negó la atención a María de Jesús, una mujer embarazada de 18 años, al indicar que estaba saturado y que regresara cuando se le rompiera la fuente.

El hospital civil es el único de referencia en la zona del Valle Central, área metropolitana y regiones, sin embargo, carece de medicamentos e insumos.

María de Jesús llegó ayer por la tarde hospital y un médico de guardia le realizó una primera revisión, sin embargo, en compañía de un policía de una empresa de seguridad, le solicitó que regresara hasta que se le rompiera la fuente.

La mujer indicó que se encontraba en la semana 41 del embarazo (más de nueve meses) y que el dolor era insoportable. El personal alegó que no habían médicos disponibles para atenderla y que, por protocolo de covid-19, tampoco contaban con camas disponibles.

Dado que temía por la salud de su bebé, María de Jesús decidió permanecer 20 horas afuera del área de urgencias y esperar a que se le rompiera la fuente, lo que consideró como un trato inhumano.

La familia de María reclamó el caso, mismo que fue difundido en redes sociales. Por ello, el secretario de Salud estatal, Juan Carlos Márquez Heine, ordenó que la mujer fuera canalizada inmediatamente en estado de gravidez. Posteriormente, la mujer logró tener a su bebé y su estado de salud se reportó estable.

Antes de ser atendida, la mujer sufrió una crisis de ansiedad, pues, desesperada, se movía de un lado a otro y abrazaba a su pareja porque ya no aguantaba el dolor.

El presidente de la Comisión y Arbitraje Médico, Alberto Vásquez San German, exigió a los directivos del hospital que el médico de guardia implicado en el caso sea sancionado por negligencia médica.

Además, Bernardo Rodríguez Alamilla, defensor de derechos humanos, dijo que se inició un procedimiento de queja contra el médico y las personas que le negaron el acceso al hospital a la mujer.

La Secretaria de Salud informó que el policía ya fue cesado y que el médico de urgencia fue citado a juicio ante la Comisión de Arbitraje Médico para que responda por su actuar.

ÓSCAR RODRÍGUEZ / MILENIO

error: Content is protected !!