ALMEJAS DE MÉXICO EN VÍA DE EXTINCIÓN POR PESCA FURTIVA

  • La pesca ilegal, ha devastado el noroeste de México, convirtiendo esta especie de almeja en una de las especies marinas en mayor peligro de extinción de la región.

MÉXICO.- Las poblaciones de almejas generosas mexicanas se están viendo rápidamente diezmadas por una combinación de cuotas de pesca insostenibles y pesca ilegal que están empujando la especie a la lista de especies en vía de extinción.

Los pescaderos con licencias que se benefician de las almejas se están viendo reemplazados continuamente por organizaciones de pesca furtiva que operan con escaso temor a las consecuencias, a la par que las autoridades pesqueras mexicanas afirman que la posición de la almeja como exquisito plato de comida de mar en los mercados asiáticos está acelerando su desaparición.

La industria legal de almejas generosas o chiludas está siendo arrinconada cada vez más por pescadores furtivos que operan con poco temor de las consecuencias, según la Cámara Nacional de las Industrias Pesquera y Acuícola de México (Canainpesca).

Sergio Guevara Escamilla, delegado de Canainpesca en el estado de Baja California, noroeste del país, señaló a “una red de corrupción” que amenaza el sustento de cientos de familias para satisfacer la demanda de este producto en los mercados asiáticos.

En un intento por frenar la explotación, el gobierno mexicano anunció moras temporales sobre la pesca de almejas cada año, comenzando entre el 16 y el 30 de abril de este año y entre el 25 de enero y el 30 de abril de los años siguientes.

La pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (IUU, por sus siglas en inglés) ha devastado el noroeste de México, convirtiendo esta especie de almeja en una de las especies marinas en mayor peligro de extinción de la región.

Aunque muchas otras especies marinas de México están amenazadas, lo que encendió las alarmas es la velocidad con la que esta especie ha sido sobreexplotada. Endémica del Golfo de California, las regulaciones sobre la pesca de la almeja solo se implementaron desde 2007.

Aunque su precio en México puede llegar a los US$40 por kilo, una sola almeja generosa puede venderse hasta en US$300 el kilo en restaurantes finos en China, según la BBC. También se produce legalmente en Estados Unidos y China. Hacia este último país se destina el 90 por ciento de las almejas.

Lo mismo vale para México. “Más del 90 por ciento de la producción se exporta a Asia, donde a los introductores no les importa recibir productos ilegales, especialmente a precios por debajo de los oficiales”, comentó Guevara Escamilla a La Jornada.

La Marina mexicana ha trabajado para detener el flujo de las almejas extraídas ilegalmente hacia los mercados internacionales, con decomisos regulares de almejas generosas, además de pepinos de mar, langostas, abulones y otros productos de mar.

INSIGHT CRIME

error: Content is protected !!